Cuando los europeos comenzaron a colonizar Asia y África en el siglo XVIII, trajeron a casa las pieles de los leopardos, tigres y cebras que encontraron allí. Estos patrones exóticos pronto se reprodujeron en telas (para los súper-ricos, por supuesto), dejando su huella en la indumentaria y la decoración.

El estampado de leopardo es como un neutro: se compone de café, beige y negro. No tiene temporada, y puedes usarlo con casi cualquier cosa. Además, añade una pequeña audacia a tu guardarropa.

Al igual que usar un color intrépido como el rojo, el estampado eleva cualquier combinación al instante y se ve bien con casi cualquier cosa. Si las pasarelas son cualquier indicación, este es el estampado más querido y popular entre los diseñadores. Tom Ford abstrajo el motivo de leopardo jugando con el color y el bordado en su colección más reciente, Versace y Stella McCartney crearon nuevas texturas con la impresión de manchas en sus abrigos y pieles.

Si no estás dispuesto a utilizar completamente esta tendencia, existen pequeñas maneras de incorporarlo de manera sutil. Basta con invertir en un accesorio pequeño como una bandana, portafolio o botines de leopardo y utilizarlos con una camisa oxford y jeans, o vestir un conjunto negro para atenuar el estampado.

El estampado de leopardo es el nuevo patrón que ayudará a modernizar tu guardarropa invernal y permanecerá en silencio en el armario de todos los hombres como un arma secreta durante bastante tiempo.

Diseñadores:

Celine, Dolce and Gabbana, Dries Van Noten, Ovadia and Sons, Saint Laurent, Sankuanz, Stella McCartney, Tom Ford, Versace & White Mountaineering.