Cómo Se VIvió El Mejor Fin De Semana Del Año En La CDMX

#CoronaCapital17

El fin de semana pasado se llevó a cabo el tan esperado Corona Capital 2017, y sin duda alguna valió la pena la espera.

Como cada año, miles de asistentes se congregaron en la curva 4 del Autódromo Hermanos Rodriguez de la magna Ciudad de México para disfrutar de uno de los mejores festivales de música a nivel mundial. Y una de las primeras sorpresas que llamó nuestra atención fue ver a tanto público extranjero disfrutando del festival, y es que semejante lineup no era para menos. Nosotros pudimos identificar al menos 4 nacionalidades diferentes presentes durante el fin de semana, y todas parecían estar pasando el rato de sus vidas, entre gritos, buena música y público amigable, seguramente se llevaron una increíble experiencia del #CC2017, que finalmente nos beneficia a todos los mexicanos. Esperamos que el año próximo la cifra se eleve y beneficie a aún más empleos/empleadores. 

La segunda sorpresa vino ya más dentro del tema principal de festival, o sea la música. Y es que nos encantó ser testigos de un cartel súper ecléctico que no dejó fuera a nadie por no "pertenecer". Desde los primeros actos del sábado como SHEPPARD y DAYA, el pop y electro-pop se hizo presente, sentando los ánimos para iniciar la tarde. Y a pesar de que fueron de los primeros horarios del día, el público respondió animosamente, especialmente cuando los hermanos SHEPPARD tocaron sus éxitos, entre ellos "Geronimo", claro.

DAYA

Ya entrando la noche llegaron actuaciones más experimentales y rockeras. Para quienes ya conocían a MOGWAI fue el momento estelar, y para quienes no, pudieron darse cuenta de porqué había tanto alboroto. Definitivamente una de las bandas más originales de la actualidad, que con sonidos clásicos logran canciones complejas que transmiten ideas, imágenes y hasta oraciones sin necesidad de decir una sola palabra. 

MOGWAI

Un poco más tarde y con un estilo happy-rock llegaron los JAPANDROIDS, con una buena fan-base y una vibra muy intensa que dejó temblando todo el recinto. Por su parte, METRONOMY estaba en el escenario DORITOS con todos los seguidores del indie coreando sus canciones y moviéndose a un ritmo más tranquilo. Conforme iba obscureciendo el público aumentaba, denotando que lo mejor aún estaba por comenzar.

Después fue el turno de dos de mis favoritos: CAGE THE ELEPHANT y THE XX. Los primeros fueron una muy buena revelación para mi, porque a pesar de que ya los había escuchado antes, en esta ocasión me gustaron demasiado. Su música está llena de nostalgia, su rock es fuerte y a pesar de eso se distinguen todos los sonidos perfectamente bien ejecutados. Matt Schultz hace su trabajo de frontman como pocos en la actualidad, se desvive por cada presentación y su peculiar timbre siempre está a tono. La combinación de su estilo vintage/moderno y los contrastes entre sus canciones más prendidas y sus baladas los hacen una bandota. 

CAGE THE ELEPHANT

Después mi banda predilecta de la actualidad, THE XX. Cada vez que menciono mi afición por ellos la mayoría de la gente me pregunta el porqué y honestamente nunca encuentro las palabras adecuadas para describirlos, sin embargo creo que la respuesta está en verlos en vivo. Son un grupo que con sonidos muy "sencillos" y sin mayor complejidad logran canciones perfectamente bien logradas, la prueba viviente de que no hace falta más que una guitarra -Romy-, un bajo -Oliver-, algunos beats -Jamie- y dos voces -Romy y Oliver- extremadamente melódicas eso sí, para hacer música increíble. Pero verlos en vivo es otra cosa, porque no sólo ejecutan cada canción a la perfección y con mejor proyección que en una grabación, si no que sus personalidades son tan únicas y reales, que terminas amándolos al final del show. No pretenden nada más que pases un rato de buena música con ellos. Y verlos en el Corona Capital 2017 reaccionando felices ante el público mexicano fue algo súper especial.

THE XX

Para terminar la noche del sábado hubo de dónde escoger, KEHLANI y su poderoza voz o la legendaria banda FOO FIGHTERS, o los dos, ya que la magistral actuación de los segundos duró cerca de dos horas treinta. Un show bastante diferente a los que nos tenían acostumbrados, en el que hablaron con los fans, hicieron covers, bromearon -para algunos hasta de más- y tocaron la mayoría de sus hits, así como canciones de su último álbum. Se notaron ligeramente cansados, sin embargo eso no impidió que dieran lo mejor de sí ante un público tan querido para ellos. La mayoría de los fans se quedaron hasta el final del show y corearon la última nota de "Everlong". Incluso corrieron algunas lágrimas a cargo del público más apasionado, dando cierre así a una de las noches más prendidas del año pero no al #CC2017.

FOO FIGHTERS

Al día siguiente regresamos con ganas de más música y el indie-pop de LANY fue perfecto para calentar motores. Entre risas y aires noventeros la pasamos como nunca, vale la pena que escuches un par de sus canciones para darte una idea. Después fuimos a ver a una banda que conocimos hace algunos años y nos dejó siguiéndoles los pasos, los hermanos Elliot y Natalie Bergman de WILD BELLE, quienes tienen considerables seguidores en México y se hicieron notar durante su presentación. El dueto oriundo de Chicago se hizo famoso hace relativamente poco tiempo gracias a sus inicialmente inintencionadas canciones de protesta, que después sirvieron como estandarte para que siguieran por esa ruta, proclamándose en contra de la venta de armas en E.U.A. Son una propuesta bastante diferente que seguramente hizo que más de uno los añadiera a su playlist concluida su presentación. Al mismo tiempo la sonora batería de WHITNEY daba de qué hablar en el escenario Corona Light. 

Después tocó el momento de CRYSTAL FIGHTERS, la banda inglesa-española que no hizo más que transmitir buenas vibras y alegrar con su rítmica música a la gran audiencia del escenario Corona. Enseguida todos corrimos a ver a la sensación del momento, DUA LIPA, quien no nos defraudó cantando todos sus hits y llenando a su máxima capacidad el Corona Light. 

CRYSTAL FIGHTERS

DUA LIPA

Por su parte los veteranos de THE SOUNDS se mostraron muy emocionados de volver a presentarse ante sus fans mexicanos y tocaron sus clásicos en el Levi's Tent con su característica energía, todos en el interior corearon "Living in America" y "Home is where your heart is" con especial sentimiento, pero nunca nadie dejó de bailar mientras los suecos estuvieron arriba. Al mismo tiempo, otro conocido de México tocaba en el escenario principal, THE DRUMS. Una de las más queridas en la ciudad demostró que el sentimiento es mutuo y lo dejó todo en su presentación. 

THE DRUMS 

Durante el segundo día del festival, GROUPLOVE  dejó claro que el grunge no ha muerto. No sólo con su música y personalidad, si no también con sus looks, los cuales amamos y queremos. Sólo chequen esta melena por favor, si eso no es actitud no sabemos qué es. 

GROUPLOVE

En un ambiente mucho más relajado e instrumental nos encontramos con GRIZZLY BEAR y ALT-J. Dos de las bandas que más prometen en la actualidad y que mejor aceptación han tenido en el país. GRIZZLY BEAR tocó fibras sensibles y derrochó sentimiento con sus canciones. Y los integrantes de ALT-J por su parte mostraron un alto conocimiento y entendimiento musical, interpretando a la perfección todo su set y dejando a una audiencia hambrienta por más. 

GRIZZLY BEAR

ALT-J

Con pocas horas restantes del festival, los maestros franceses del indie rock, PHOENIX con su "Lisztomania" se hicieron presentes con un escenario muy peculiar en el cual se reflejaban en espejos colocados en la parte trasera del escenario e inclinados. 

PHOENIX

Y para cerrar el festival Corona Capital que mejor que una de las bandas más emblemáticas de los 90s como lo es GREEN DAY, con poco más de 3 horas de show continuo, tocaron todos sus éxitos y no sólo eso, ya que hubo algunos fans muy afortunados, uno de ellos una chica que hasta una guitarra de Billie Joe Armstrong se llevó de regalo a su casa.  

 GREEN DAY

No nos queda más que esperar al próximo año a que se repita uno de los festivales más grandes de Latinoamérica y el más importante para muchos de México. ¡Viva Corona Capital!